El wok, ideal para cocinar vegetales

Wok http://goo.gl/iUWXGe

Wok
http://goo.gl/iUWXGe

Uno de los principios a tomar en consideración para preparar comidas nutritivas, es elegir un método de cocción en el cual se cocine con poca grasa y que los alimentos queden crujientes o al dente  y apetitosos.

Por tanto, un wok, por su tradicional forma, es ideal para saltear vegetales, para cocinar a temperaturas altas y con poca grasa.  Es un utensilio tradicional en la cocina oriental y permite cocinar en poco tiempo.

El fondo de un wok es redondo con los bordes inclinados, por lo que esta forma hace que el calor se concentre bien en el fondo y  ligeramente en  los lados. Esto ayuda incluso a cocinar con diferentes niveles de calor, según el área en el que se cocine.

El material del wok, inicialmente era principalmente de hierro fino, que resulta un buen conductor de calor, pero que a su vez necesita extremo cuidado. De manera, que se debe  lavar, secar inmediatamente y antes de ser guardado, aplicarle una pequeña capa de aceite para preservarlo y evitar que se oxide. Hoy, su material, suele ser de acero inoxidable con algún revestimiento antiadherente, por lo que necesita menos cuidado y se conserva mejor.

Para las cocciones, debe tomar muy en cuenta que los ingredientes a utilizar, deberán estar cortados  uniformemente para que se cocinen de forma pareja y estar clasificados de acuerdo al tiempo de cocción.  Lo que quiere decir que si se va a cocinar unas  zanahorias por ejemplo, las mismas deberán tener el mismo corte que puede ser  en rodajas, juliana, etc.   Asimismo,  al agregar cada ingrediente a la preparación,  será adicionado de acuerdo al tiempo que requiere cada uno para su cocción, porque se busca que todos los ingredientes resulten cocinados, pero crujientes.

Es importante tomar en cuenta que todo se cocinará en breve, por lo que se requiere tener listo el mise en place  para adicionar cada ingrediente en su debido momento. El siguiente paso será, calentar el wok a fuego alto,  adicionar el aceite en poca cantidad y esperar a que también el mismo  esté caliente. Posteriormente, se deja caer cada ingrediente y se remueve constantemente para que lograr el cocinado parejo que se busca. Lo mejor es sostener el wok con una mano, para darle cierto movimiento y con la otra adicionar todo ingrediente.

Posteriormente,  se apagará el fuego inmediatamente, se agrupará la cocción en el centro y se dejará reposar por unos minutos. Se procede a servir cuando la comida aún está caliente para disfrutarla en su momento justo.

De manera que siempre encuentre la mejor forma de comer bien  y sin remordimientos.

Por: Euda Morales