Semana Santa: experiencia desde los ojos de nuestros estudiantes, parte 2

Pescado a la vizcaína y Molletes

“La Semana Santa es un período de ocho días en los cuales los católicos conmemoran la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo. Empieza  el Domingo de Ramos y finaliza el Domingo de Resurección. El Viernes Santo los creyentes se abstienen de consumir carnes a manera de penitencia. Es por ello que el Pescado a la Vizcaína suele ser un plato tradicional en esta época. Esta receta es originaria de la cocina Vasca y su ingrediente predominante es el chile pimiento. Los molletes también predominan como un postre recurrente en Semana Santa. Su lugar de origen es en España y llegó a Guatemala por medio de congregaciones religiosas…”

— Monica Loy, alumna de 1er año de Gastronomia.

“En Guatemala, la Semana Santa es una de las tradiciones más importantes y la gastronomía juega un papel muy especial para su celebración. Entre los platillos que se acostumbran a comer en esta temporada están: pescado a la Vizcaína, el cual se acompaña de escabeche. En tanto que en el caso de postres se consumen molletes, muy famosos en el país, hechos a base de pan frito relleno de manjar y remojado en una miel a base de panela  o azúcar y licor.

— Odeth Córdova, alumna de 1er año de Gastronomía.

” Desde la época de la Colonia muchas personas dejaban de consumir carne, así que sustituían su alimentación con el consumo de pescados. Hoy en día esta tradición se sigue practicando porque son rituales que han pasado de generación en generación, por lo que es importante seguir observándolas y transmitiéndolas para no perder uno de los aspectos más importantes de nuestra cultura…”

— Marynes Torres, alumna de 1er año de Gastronomía

** Puedes leer la parte 1 aquí **

 

.

Semana Santa: una de las temporadas más gastronómicas de Guatemala

La Semana Santa es una temporada importante en el calendario guatemalteco. Aparte del fervor religioso, es también una época de mucho turismo, tanto doméstico como internacional, en la que la gastronomía juega un papel central.

Debido a que en Viernes Santo no se consume carne roja, el pescado es uno de los ingredientes centrales en la mesa durante la Semana Santa, por ejemplo, pescado seco envuelto en huevo o pescado a la Vizcaína. 

Así mismo, también se consumen encurtidos, o postres tradicionales como las torrejas.

Aunque definitivamente el origen de estos platillos se remonta a la herencia y tradición española, se han acoplado a nuestra cultura chapina e incluso, cada hogar le puede dar su propio “toque personal”.

En el marco de estas celebraciones, los estudiantes de Gastronomía pusieron en práctica algunas de las recetas tradicionales y compartieron sus experiencias al respecto de éstas. Puedes leerlas aquí.