Skip to content

Preguntas frecuentes acerca de la fibrosis quística y la dieta

La fibrosis quística (FQ) es una enfermedad hereditaria de las glándulas endócrinas que afecta los pulmones, el tubo digestivo, y algunas otras áreas del cuerpo. Provoca la acumulación de moco en las vías del sistema respiratorio y el sistema digestivo. Es una enfermedad crónica que normalmente se presenta en la infancia.

Partes del cuerpo afectados por la fibrosis quística.

La mayoría de las personas que padecen de FQ pueden vivir una vida plena con tratamiento, control y vigilancia. Además de tomar diferentes medicamentos para prevenir infecciones y abrir las vías respiratorias, la actividad física regular una dieta especial ayuda a diluir el moco y prevenir problemas en el estado nutricional.  

En este artículo contestamos algunas de las preguntas más frecuentas acerca del rol de la dieta en el manejo de la FQ.

¿Las personas con fibrosis quística requieren de una dieta especial?

La mayoría de personas con FQ tienen una absorción de nutrientes disminuida debido a una capa de moco característico que cubre el tracto digestivo. Esto puede resultar en una menor absorción de micro y macronutrientes, lo cual afecta el crecimiento y desarrollo de niños y adolescentes, y el estado nutricional general de personad de todas las edades.

Por lo tanto, personas con FQ tienden a requerir entre 1.5 y 2 veces la cantidad de calorías, en forma de alimentos ricos en micronutrientes, proteínas, y grasa, que personas sin FQ.

Si una persona con fibrosis quística no puede consumir la cantidad de comida que se recomienda, ¿hay alguna alternativa?

Si. En algunos casos, se recomienda que personas con FQ complementen su alimentación por medio de una sonda (alimentación enteral) que entra directamente a su tracto intestinal.

El médico o nutricionista puede recomendar una alimentación enteral para personas con FQ cuando su porcentaje de peso para la talla es menos del 85%. Sin embargo, se está utilizando más frecuentemente como una opción preventiva, además de terapéutica.

¿Las personas con fibrosis quística tienen deficiencias de nutrientes?

Aunque depende de la gravedad del impacto del FQ en el sistema digestivo, las personas con FQ están más en riesgo de tener varias deficiencias nutricionales. Entre estas están las deficiencias de proteína, ácidos grasos esenciales, vitaminas A, D, E, y K, magnesio, hierro, selenio, y algunos antioxidantes, entre otros.

Las deficiencias se pueden manejar y prevenir con dietas especializadas ricas en nutrientes, suplementos, y, en algunos casos, la alimentación enteral.

¿Hay suplementos para personas con fibrosis quística?

El suplemento más comúnmente recomendado es el suplemento de enzimas pancreáticas. Esto es porque en muchas personas con FQ, el páncreas también es cubierto por moco, el cual bloquea la liberación de enzimas. Las enzimas en forma de suplemento (del exterior) ayudan a que personas con FQ puedan tener una mejor absorción de nutrientes vitales. De ser recomendado por el médico o nutricionista especializada, estos suplementos se deben tomar en cada comida.

Muchas veces, se recomienda que personas con FQ también tomen multivitamínicos para suplementar la disponibilidad de nutrientes en el cuerpo.

¿En dónde puedo encontrar más información acerca de la fibrosis quística y la dieta?

Si eres un especialista clínico, puedes referirte al Consenso Europeo sobre nutrición en personas con FQ aquí.

Si usted o un ser querido es afectado por FQ, puede visitar la página de la Asociación de la Fibrosis Quística del País Vasco, o la página de la Fundación de la Fibrosis Quística de EEUU.

Imágenes:

Imagen de kalhh en Pixabay