Skip to content

El impacto de la pandemia de Covid-19 en el comportamiento del consumidor de comida rápida

ANDRE COTTON, alumno de 5to año de la Licenciatura en Gastronomía Nutricional y Empresarialidad, habla acerca de la investigación original que realizó como parte de sus prácticas supervisadas. El objetivo de la investigación fue conocer el impacto de la pandemia en el comportamiento del consumidor de comida rápida. Si desea obtener una copia de la investigación completa, puede comunicarse con André Cottón andrecotton@ufm.edu

La industria restaurantera fue una de las más afectadas por la crisis causada por el Covid-19, junto con la industria hotelera. Restricciones gubernamentales a nivel nacional, una baja en la demanda de comida preparada y el temor a una crisis económica fueron las principales causas de una caída significante en ventas.

Un negocio, cualquiera que sea la industria en la que se encuentre, necesita estar a la vanguardia de lo que sucede a su alrededor con el fin de poder reaccionar a cualquier situación. Para esto es importante conocer al consumidor y escuchar qué es lo que él quiere, necesita y desea. 

Lo que se hizo

Para determinar el impacto que la crisis, causada por la pandemia, tendría sobre la industria de comida rápida, se llevó a cabo un estudio del comportamiento del consumidor. Se practicó un estudio primordialmente cuantitativo con el propósito de descubrir información clave de cómo se comportan los consumidores antes y durante la pandemia. Esto con el fin de poder hacer predicciones de lo que podría suceder en el año siguiente a la crisis. Para fines del estudio, la crisis inició con el reporte del primer caso de covid-19 en Guatemala en marzo 2020 y finalizó con la relajación de las restricciones gubernamentales a finales de noviembre 2020. 

Cómo se hizo

El estudio realizado se enfocó en el casco urbano del departamento de Guatemala. Se incluyeron en el alcance geográfico del estudio el municipio de Guatemala y los municipios aledaños. La información fue recopilada por medio de una encuesta en línea que obtuvo la participación de 332 personas. Se recolectaron respuestas de consumidores de comida rápida mayores de 15 años residentes de cualquiera de los municipios mencionados. La encuesta contaba con 26 preguntas, de las cuales 8 recopilan información demográfica básica, 7 indagaban sobre la actitud del consumidor hacia la comida rápida y 11 preguntas sobre el comportamiento del consumidor antes y durante la crisis. De estas últimas 11, 5 preguntas buscaban información cualitativa para apoyar los hallazgos del estudio y conclusiones. 

Cómo afecta la información a la industria

Los resultados del estudio tienen importancia para la industria y para cualquiera que desee emprender en ella. Los datos conseguidos reflejan cómo percibe el consumidor la comida rápida y que relación tiene con ella durante estos momentos de incertidumbre. Además, los resultados ayudan a expandir sobre las buenas prácticas que la industria podrá tomar a partir de que la crisis cesó para atender aún mejor a sus clientes. 

Actitud hacia la comida rápida

Los resultados del estudio indican que la mayoría de personas ven la comida rápida como una comida fácil de conseguir, accesible, económica y sobretodo una solución a cuando no hay tiempo para preparar comida en casa. Además, la mayoría de personas asegura que no consume comida rápida como una forma de socializar ni tampoco la considera una comida saludable. 

El valor de la comida rápida está en su conveniencia. 

Comportamiento antes de la crisis

Antes de la crisis el consumidor promedio, compraba comida rápida una vez por semana. La mayoría de las personas compraban su comida para llevar o para comer en el restaurante. El servicio a domicilio prestado por el propio restaurante era utilizado por el 48% de los encuestados y por medio de servicios tercerizados solo por un 15%. 

Comportamiento durante la crisis

Durante la crisis se notó una baja en el consumo. El consumidor promedio pasó a comprar comida rápida solamente 2 veces al mes. El consumo dentro del restaurante se redujo al mínimo y la mayoría de comensales compró su comida para llevar o por medio de servicio a domicilio. Durante la crisis, el servicio a domicilio tercerizado (apps como Glovo, Hugo, Uber eats) creció un 96% y el servicio a domicilio propio del restaurante creció 25%. El consumidor promedio no notó una baja en la calidad de la comida en sus restaurantes de comida rápida favoritos. 

Protocolos de higiene y aforo

Los protocolos establecidos por los restaurantes fueron bien vistos por 36% de los encuestados. 54% de los participantes creen que los protocolos están encaminados a ser los correctos pero requieren de más atención y cuidado. Los protocolos mejor vistos en los restaurantes por parte de los comensales son:

  1. Uso de alcohol
  2. Uso de mascarilla y careta
  3. El distanciamiento social, stickers para marcar la distancia y barreras físicas

Los protocolos que los encuestados no consideran que son correctos son:

  1. Utilizar la mitad del parqueo disponible
  2. Limpiar la suela de los zapatos
  3. Uso de guantes desechables

Conclusiones

La crisis ha causado cambios en la regularidad de servicios e industrias. Sin embargo, la adaptación rápida de cada negocio a lo que el cliente necesita para sentirse seguro ayuda a que el negocio mantenga una buena posición. La mayoría de los encuestados considera que no se podrá regresar a la normalidad pero sí considera que con los protocolos correctos podría regresar pronto a seguir consumiendo como antes. Los consumidores necesitan seguridad de los protocolos.

Como empresa lo mejor que puede hacerse en los siguientes meses es resguardar la seguridad del cliente teniendo protocolos efectivos, empleados entrenados, buen servicio y regularizar lo más posible el servicio. El cliente si está atento a cualquier cambio en calidad, precio, presentación etc. por lo que un negocio no debe dejar que esta crisis afecte su producto. 

Información de Contacto

Andre Cotton

andrecotton@ufm.edu

Imágenes:

Photo by Brian Chan on Unsplash
Photo by Christian Wiediger on Unsplash
Photo by Anton on Unsplash
Photo by Sander Dalhuisen on Unsplash