Kiwi, una fruta exótica

salmón con kiwi http://goo.gl/nf1uAJ

salmón con kiwi
http://goo.gl/nf1uAJ

El kiwi es una fruta de piel delgada y vellosa con una forma de huevo.  Su piel encierra una pulpa verde brillante, bastante jugosa, con abundantes semillas negras formando una aureola o anillo en el centro y muy rica en vitamina C.  

De acuerdo a su grado de madurez ofrecerá diversos sabores dulces con marcada acidez, resultando refrescante al paladar.

Por tanto, es sumamente apreciado por su alto nivel de vitamina C, aún más que los cítricos como la  naranja y el limón

Selección y conservación

Prefiera los kiwis que estén maduros, éstos se reconocen porque ceden a la presión,  aunque los puede adquirir cuando aún se presentan menos maduros, porque terminarán de madurar a temperatura ambiente.

Las frutas podrán madurar más fácilmente junto a bananos o manzanas. Podrá almacenarlos bien durante una semana.

Preparación

Disfrute de forma cruda como cualquier fruta, sin su cáscara, partido por la mitad para comer con una cucharita o en forma más bien artística para mostrar sus semillas.  Si se le dificulta retirar la piel, sumérjalo por unos minutos en agua hirviendo.

De igual manera, se incluye algunas preparaciones como ensaladas de frutas, en helados, en pasteles o galletas o simplemente como una decoración de batidos o postres. Se podría decir que aportará un toque exótico a las comidas. Una recomendación a seguir, será evitar mezclar con leche o productos lácteos porque amargará.

Una salsa de kiwi podrá resultar refrescante y agradable para un pescado o una suprema de pollo, como opciones de incluir frutas en las comidas saladas.

Para su preparación, inicie rociando un filete de pescado con jugo de limón y lleve a la plancha. Condimente con sal y pimentón.  Para la salsa licue la pulpa de dos kiwis y cuele. Cocine junto a media taza de caldo y una cucharadita de azúcar morena.

Otra opción interesante, podría ser mezclar rodajas de kiwi a una ensalada de hojas de remolacha tierna, zanahoria rallada, trozos de aguacate y una vinagreta de mostaza y miel.

De manera, que de rienda suelta a su creatividad e incluya está fruta tan nutritiva en la dieta.

Por: Euda Morales

El berro, altamente nutritivo

Vinagreta de berro http://goo.gl/XnNPYG

Vinagreta de berro
http://goo.gl/XnNPYG

La dieta es importante para cualquier persona y en especial para una pronta recuperación de la hepatitis. Por tanto, se espera aumentar el consumo de hortalizas y es así como el berro, la alcachofa y la cebolla, entre otros favorecen al buen funcionamiento del hígado.

El berro, preciado por ser  un vegetal de hojas verdes, altamente nutritivo. Su sabor es ligeramente picante, por lo que no necesita mayor condimento, más que sal, pimienta y limón o vinagre y aceite de oliva. Al momento de comprar,  busque los más frescos, ya que es importante su calidad para que ofrezcan también un mejor sabor y use en breve ya que se conserva bien por un par de días.

El primer paso antes de preparar cualquier receta con berros, será  cortar los tallos más gruesos y lavarlos perfectamente para eliminar cualquier suciedad u hojas o tallos marchitos. Evite dejarlos mucho tiempo en remojo y considere desinfectarlos, sí los comerá crudos. Se dejan en agua con unas gotas de coro o con una cucharada de sal.

Los usos en la cocina son diversos, desde crudos en ensaladas o como un sustituto de la tradicional lechuga en un sándwich o son empleados para dar color y aroma como una hierba aromática  o como complemento de una pasta o para preparar un batido verde combinado con otros vegetales o frutas. Se pueden picar finamente y servir como condimento, espolvoreado encima de papas horneadas o en puré o en pastas. Asimismo, preparar una vinagreta de hojas de berro y cebolla picada, sal, comino, vinagre y aceite de oliva.

Asimismo, los berros se emplean cocinados, empleando los métodos tradicionales para cocinar los vegetales, aunque pierden parte de sus propiedades y sabor, pero pueden resultar más tolerables para algunas personas.  De manera que se pueden preparar  en sopas,  salsas o rellenos de pies o tartas o  como una  guarnición para un filete de pollo a la plancha o de un bistec.

Para una fácil y deliciosa  ensalada de  berro,  mezcle en una ensaladera las hojas, gajos de naranja o mandarina y semillas de marañón. Condimente con sal, pimienta, vinagre de manzana y aceite de oliva.

Por: Euda Morales

¿Cómo consumir más fibra?

Aguacate y remolacha http://goo.gl/GyHfPc

Aguacate y remolacha con yogur
http://goo.gl/GyHfPc

La fibra, necesaria para el organismo, contribuye al buen funcionamiento del intestino y con un consumo aceptable, evitará el estreñimiento entre otros beneficios que ofrece. De manera, que se sabe que es conveniente consumirla, pero, ¿cómo incluirla en la dieta?

Consuma la fruta con su pulpa, con una mayor cantidad de fibra, en lugar  de  prepararla en un jugo. Por ejemplo: la toronja o pomelo como se le conoce, conviene comerlo con la mayor cantidad de capa blanca llamada albedo que hay bajo su piel y que es rica en fibra soluble o pectina. Mientras el jugo es rico en vitamina C, carotenoides, flovonoides y antioxidantes pero contiene menos fibra soluble.  Para preparar la fruta, retire una capa fina de piel con un pelador y corte la pulpa.

La carambola, prefiera los frutos grandes y pesados que serán más dulces. Consuma en refresco o como base para una salsa para acompañar un filete de pollo a  la plancha.

La ciruela, si la consume cruda, deberá estar perfectamente madura o incluya las ciruelas pasa. Estas frutas son ideales para preparar salsas, compotas o para agregarlas a ensaladas.

Las legumbres, como la lenteja, muy rica en hierro y fibra, se preparan en guisos con  vegetales o carnes  o en puré o en sopas. Son altamente apreciadas por los vegetarianos. Cuando las cocine, deje previamente en remojo, logrará ablandar su piel para cocinarse mejor y en menos tiempo. Recuerde siempre eliminar y cambiar esta agua.

Los vegetales como los puerros, coles, cebollas o espárragos, contienen un tipo de fibra u oligosacáridos evitan el estreñimiento, aunque podrían causar gases.  El repollo morado, es ligeramente más dulce y aportará un color brillante a las comidas. Se puede preparar cocinado.

El aguacate, alto en fibra y apreciado por su valor nutricional. Se puede comer por sí mismo cuando están blandos al tacto  o en un guacamol, pero hay infinidad de recetas más creativas para acompañar ensaladas o como guarnición para una sopa de vegetales o de frijol.

El maíz, consumido en infinidad de maneras, como sopas, acompañantes de aves o carnes, con arroz, entre otros y en forma de poporopos, que resulta  una manera saludable de consumirlo. Gusta a chicos y adultos, pero se deberá masticar lentamente para que pueda digerirse bien.

Los cereales como el salvado de trigo compensa  la falta de fibra y es preferible consumirlos en su estado natural, junto al resto del grano, formando parte del trigo integral y sus derivados en un pan o cereal integral  por ejemplo

Prefiera el pan integral en lugar del pan blanco. El pan o los cereales integrales, ofrecen una  mayor cantidad de fibra, minerales, vitaminas, fitoquímicos, pero con una textura más dura. De manera

Finalmente, la lista podría ser interminable, pero siempre habrá una mejor opción a incluir al momento de elegir la comida.

Por: Euda Morales