Bacalao a la vizcaína

Bacalao a la vizcaína http://goo.gl/Eo54dZ

Bacalao a la vizcaína
http://goo.gl/Eo54dZ

Cabe mencionar que cada época del año tiene platillos especiales que son degustados en algunos casos una vez al año y por lo tanto, resulta un motivo para ser esperados con gran ansiedad. Este el caso de los platos con base a pescado que marcan el sabor de la temporada, junto al olor del corozo que caracteriza la Semana Mayor.

Para el Viernes Santo se prepara el bacalao a la vizcaína como un plato tradicional en Guatemala, con ingredientes como tomate, cebolla, ajo, aceitunas y alcaparras, entre otros. Para muchos, es considerado un platillo fino y principalmente degusta en la Ciudad de Guatemala.

Para prepararlo:

Ingredientes

  • 1          libra de bacalao seco
  • 2          cucharadas de azúcar
  • 10       tomates manzanos
  • 10       dientes de ajo
  • 1/4      taza de aceite de oliva
  • 4          cebollas medianas
  • 2          onzas de aceitunas rellenas
  • 12       alcaparras
  • 4          chiles morrones rojos
  • ½         taza de vino blanco
  • 2          papas grandes

Preparación

Dejar reposar el bacalao en agua a que lo cubra y con ½ cucharada de azúcar. Cambiar esa agua y volverlo a dejar cubierto de agua y

1 cucharada de azúcar por una hora más. Cambiar nuevamente el agua y darle un pequeño hervor.

Asar los tomates. Retirar la piel y quitar las semillas sobre un colador para reservar el líquido y cortar en cubos pequeños.

Dorar los dientes de ajo en el aceite de oliva y retirar.  Agregar la cebolla en medias lunas finas a que cristalice y adicionar el tomate en cubos y el jugo de los mismos.

Adicionar el pescado  en trozos, las aceitunas, las alcaparras lavadas para quitar la sal, los chiles morrones, asados, sin piel y cortados en tiras, el azúcar restante, el vino, las papas en rodajas ya cocinas y  terminar la cocción.

Tomar en cuenta que en algunas ocasiones no es necesario agregar sal por lo salado del bacalao.

Por: Euda Morales

Platillos de la Semana Santa en Guatemala

Postres de Semana Santa

Postres de Semana Santa

Guatemala es un país que ha sabido guardar sus tradiciones a través de los años, por lo que la Cuaresma y la Semana Santa sin duda alguna están llenas de costumbres, como la de guardar y que son días cuando no se come carne, pero si pescado.

Cabe mencionar que cada época del año tiene platillos especiales que son comidos en algunos casos una vez al año y es un motivo para ser esperados con gran ansiedad. Es el caso de los elaborados con base de pescado que marcan el sabor de la temporada, junto al olor del corozo que caracteriza la Semana Mayor.

Para el Viernes Santo se prepara el bacalao a la vizcaína como un plato tradicional en Guatemala, que es herencia de los españoles, con las aceitunas y alcaparras como parte de la influencia árabe y para muchos considerado una comida fina y principalmente de la ciudad de Guatemala.

Como plato popular se prepara el pescado de cuaresma que es pescado seco envuelto en huevo con salsa de tomate y vegetales.

También se acostumbra comer encurtido de verduras y remolacha, que le da su colorido y con vinagre como ingrediente básico. Este plato es preparado con anticipación para dar la oportunidad a las familias de participar en las velaciones, procesiones, visita a altares y tener el suficiente tiempo para hacer las alfombras en familia frente a sus casas. Las pacayas curtidas o envueltas en huevo también son degustadas.

Otras comidas importantes de la época son las empanadas de manjar de leche y de verduras. Los postres de la época son las conservas de frutas, los garbanzos en dulce y los molletes rellenos de crema, pasas y vino dulce o de manjar con base de leche y fécula de maíz o las torrejas sin relleno.

Las tortas de Semana Santa también ocupan un lugar especial para estos días y como bebida de temporada está el refresco de súchiles que es a base del fermento de la cáscara de piña, maíz amarillo tostado, panela, anís, pimienta gorda y jengibre.

Por: Euda Morales

¿Cómo congelar las comidas preparadas?

Frutas congeladas http://goo.gl/dhsPJL

Frutas congeladas
http://goo.gl/dhsPJL

La congelación, permite preparar comidas con antelación, lo que le ahorrará tiempo y así poder disponer de productos y comidas en casa. Al mantener los alimentos a -18°C o más bajo, se disminuye de manera significativa su descomposición.

Algunos aspectos a tomar en consideración:

La calidad del producto debe ser alta, ya que la congelación no mejorará el mismo. Por tanto congele los vegetales en su punto óptimo de maduración, cuando ofrecen su mayor número de nutrientes y mantenga la piel de las mismas.

Envuelva completamente los productos, ya que la exposición al aire los podrá deteriorar o quemarse por el contacto directo con el frío.

Etiquete cada producto, indicando el nombre y fecha de elaboración.

Las comidas grasas o con alto contenido de grasa, deberán mantener en congelación por períodos cortos, para evitar que se pongan rancios.

El sabor de la sal se refuerza con la congelación, entonces, utilícela con moderación en los productos a ser congelados. Asimismo, las comidas muy especiadas, podrán modificar sus sabores sí pertenecen mucho tiempo en congelación.

Los alimentos como crema, mayonesa, queso cottage, leche, pepino o huevos duros, entre otros, no deberá congelarlos.

Algunas frutas cambian su estructura y pierden su firmeza cuando se descongelan.

Ciertos vegetales y frutas deben ser blanqueados antes de congelarse.

Corte las carnes o aves en piezas o filetes del tamaño requerido y en porciones, para optimizar el espacio.

Para descongelar las comidas, baje a la refrigeradora y permita que se descongelen. Nunca descongele a temperatura ambiente.

Los productos, aunque estén congelados, según el grupo de alimentos, tienen un tiempo máximo de almacenamiento, porque después empiezan a descomponerse lentamente, como los siguientes ejemplos:

  • Legumbres cocinadas, hasta 6 meses
  • Nueces, hasta 1 año
  • Hierbas frescas, hasta 6 meses
  • Frutas como manzanas, hasta 6 meses.

Por: Euda Morales

Disfruta del nabo, un vegetal olvidado

Sopa de nabo http://goo.gl/XyvZWs

Sopa de nabo
http://goo.gl/XyvZWs

Todos los días son motivo para cuidar la salud, pero en este mes dedicado a la mujer, que mejor que prestar atención a nuestra dieta y hacer mención a un vegetal como lo es el nabo, un poco olvidado o no incluido en las comidas familiares.

El nabo ofrece un color blanco o amarillo, está cubierto por una piel fina que a veces tiene coloraciones lilas y un sabor similar al repollo, pero más dulzón. Aporta una cantidad apreciable de folatos y de vitamina C, beneficiosa por su acción antioxidante y favorece a la absorción del hierro de los alimentos. Las raíces y las hojas de la planta del nabo, pertenecen a la familia de las crucíferas y cabe mencionar que las hojas del nabo son una excelente fuente vegetal rica en calcio.

Otra de sus ventajas es que debido a su bajo valor calórico y presencia de fibra, da la sensación de saciedad y mejora el tránsito intestinal. Siempre, deberá cuidar el método de preparación para evitar por ejemplo las frituras que contribuirá a aumentar su contenido calórico. Mientras que una de sus desventajas es que puede producir flatulencias que dificultan la digestión debido a sus compuestos de azufre.

Elija los nabos pequeños o medianos firmes y de color blanco a lila. Separe las hojas y prepare en breve, mientras las raíces se conservan bien dentro de una bolsa plástica perforada en refrigeración y lávelos justo antes de preparar, para conservar de mejor manera sus vitaminas y minerales.

Las formas de preparar son diversas: la raíz se emplea cocinada en comidas con base a arroz y legumbres. Entre ellos, está el tradicional platillo mediterráneo con base a arroz con alubias y nabos. Se puede incluir en las sopas o purés o guisos, combinados con otros vegetales. Mientras que las hojas, sí están tiernas se consumen crudas en ensaladas o cocinadas de la misma forma que las espinacas. De manera que con un poco de creatividad,  podrá incluir el nabo en las comidas.

Por: Euda Morales

¿Cómo reconocer el pan integral?

Pan integral http://goo.gl/9CvvQ6

Pan integral
http://goo.gl/9CvvQ6

A la vista, la corteza del pan integral es gruesa y oscura; su función es proteger la miga y conservarlo mejor. De manera que la miga es café oscuro,  sí el pan es artesanal, sus migas mostrarán  una forma uniforme y  unos ojos de tamaño desigual, mientras que la panadería industrial  ofrece una miga más uniforme. Asimismo, su inconfundible aroma es fuerte, ligeramente ácido, pero agradable.

Un auténtico pan integral se elabora con harina integral, no con harina blanca y salvado. Utiliza harinas no refinadas, las que conservan la cascarilla, donde se encuentra justamente la fibra y retienen el germen, donde están las vitaminas y minerales de los cereales. Se utiliza en su proceso levadura natural o levadura madre y su función es hacer que suba la masa y se expanda.

De manera que la calidad de la harina es relevante y es así como la harina refiere al polvo seco que resulta de la molienda de los granos de los cereales. Se clasifica de acuerdo a su grado de extracción que indica la proporción del grano completo que se utiliza para cada tipo de harina. Fácilmente podemos indicar que mientras más fina y blanca sea una harina, más bajo será su grado de extracción y menores serán sus niveles de fibra, vitaminas y minerales.

Grado de extracción de las harinas

  • La harina integral pura al 100%, es bastante pesada, difícil de digerir, aunque es la más nutritiva.
  • La harina semiintegral al 80%.90%, conserva la mayor parte del germen y salvado, resulta más digerible y será de buena calidad.
  • La harina blanca al 60%: es la menos nutritiva, pero se conserva bien por mayor tiempo.

Los procesos del pan integral son los siguientes:

  1. Amasado: mezcla de harina con agua, levadura y sal hasta conseguir una masa homogénea y elástica.
  2. Leudado: mediante la levadura sube la masa para que pueda quede elástica.
  3. Horneado: permite que se evapore el agua de la masa y quede firme el pan.

Sin duda alguna el costo de elaborar un pan integral es más alto, ya que su producción es más lenta y costosa, pero resulta más nutritivo porque contiene más vitaminas del grupo B y será más digestible.

Por: Euda Morales